• Reprogramación de calidad para tu Alfa Romeo puedes contactar con los usuarios Gpower o Robertop espeacializados en repros Alfa Romeo. No dudes en consultarles.

Projekt E

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Así fue el debut del primer Supercar de rallycross eléctrico

Iván Fernández ( @fernischumi ) el 8 de noviembre de 2016

STARD-rallycross-supercar-electrico-2016-1_1440x655c.jpg

No ha pasado mucho desde que STARD presentara públicamente su Peugeot 207 eléctrico con el que pretendía competir en rallycross y por fin ya lo hemos visto debutar. Esta variante de Supercar alimentado por baterías y con tracción a las cuatro ruedas pisó por primera vez el pasado fin de semana el asfalto y la tierra para batirse con sus homólogos de con motor de combustión interna y además lo hizo con su precursor, Manfred Stohl, al volante.

El austriaco, uno de los principales apoyos que les surgieron a las energías alternativas en competición (fue uno de los primeros que hizo correr en rallyes un coche propulsado por gas) y tras cerrar su etapa como talentoso piloto del WRC, siempre en equipo privados, comenzó una nueva era como preparador de coches. Además de un acuerdo con KIA para desarrollar sus coches de competición que actualmente compiten en el CTCC y el Cee’d TCR que debutará próximamente, el STARD ha llevado adelante otros proyectos, entre ellos el bautizado como Hiper MK1.

Lo cierto es que no fue un fin de semana sencillo. Con poco tiempo para probar antes de debutar en competición y en un fin de semana en el que factor meteorológico fue clave en la pista de Greinbach, se hizo difícil incluso para Stohl (con experiencia ya en el Mundial de RallyCross) mantener en pista al Peugeot 207, el cual actualmente ya cuenta con 600 CV de potencia y un brutal par que deja prácticamente en ridículo al de sus rivales. Con algunos problemas de subviraje, en parte por lo resbaladizo de la pista y un empuje excesivo en el eje delantero.

STARD-rallycross-supercar-electrico-2016-2.jpg

Obviamente, con esas condiciones de pista jabonosa lo normal era cometer errores, en forma de trompos o de pasada de frenada sin hacer especial distinción de tu tecnología de propulsión. A pesar de ello, Stohl reconoció haber sacado conclusiones positivas del debut y ya trabaja en la mejora de dicha configuración para que los cuatro motores entreguen su potencia y par individualmente a cada rueda, sumando en total la mágica cifra de los 1.000 caballos. Además, se ha desarrollado un sistema de vectorización del par en colaboración la Universidad Tecnológica de Viena para ayudar a su control

Todavía tendremos que esperar verlo competir en el World RX, pero desde el equipo ya aseguran que muy pronto estará disponible para su distribución a los equipos que estén interesados, con la posibilidad de adaptarlo a otras bases. De recuerdo, se llevan el tercer mejor tiempo del fin de semana en su primera aparición.


 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El primer Campeonato de RallyCross eléctrico verá la luz este mismo año

Iván Fernández ( @fernischumi ) el 10 de enero de 2017

rallycross-electrico-STARD-2017-GRC_1440x655c.jpg

Anunciado hace unos meses, Speedleague ha confirmado hoy mismo la creación de lo denominado como E/RACING, el primer campeonato de rallycross para vehículos eléctricos en colaboración con STARD (Stohl Advanced Research and Development), propiedad de Manfred Stohl. Las series comenzarán a finales de este mismo año y terminarán en la primavera de 2018 en lo que se traduce como la primera competición de estas características que se conoce en el mundo.

Sigue los pasos del Trofeo Andros, Fórmula E, e incluso la electrificación de la Subida a Pikes Peak (en los próximos meses se sumará el Electric GT), bajo el mando de Brian Gale, que además de fundar Speedleague en 2015 también fue uno de los creadores del Global RallyCross Championship. La primera temporada de la E/RACING contará con cinco citas en ciudades norteamericanas, empezando el próximo 31 de octubre en Las Vegas y pasando por Los Ángeles, o Nueva York. No se ha especificado si formarán parte del GRC en algún momento.

Por su parte, el equipo del ex-piloto del WRC, Manfred Stohl (responsable de otros proyectos como el HIPER MK1 o el KIA del TCR) se encargará del desarrollo de los modelos de producción, siempre respetando normativa FIA y con la opción de alquilar unidades listas para competir en la primera prueba a los equipos interesados. Las formaciones que prefieran construir sus propios coches serán suministradas de componentes por la propia STARD previo a un estudio previo de cada caso y las posibilidades de cada uno.

En principio, los coches se espera que sean tracción total, con un kit aerodinámico específico para el campeonato, 500 kW de potencia (670 CV) y un sistema de push-to-pass que ayude a la hora de adelantar o defenderse de los ataques. En principio, el tiempo de cambio de baterías será de 15 minutos, haciéndolo perfectamente viable para una competición de este tipo. El primer año, las series estarán limitadas a un máximo de 12 coches, mientras que se espera que haya otras seis unidades más en pista para segunda.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

logo_noticias.png

eracing-1074x483.jpg

E/Racing: la competición de Rally con coches eléctricos

por Nacho Teso - 21/01/2017

“Speedleague anuncia la introducción de E/Racing, una nueva y moderna competición de motor de coches de Rally eléctricos, y que ha llegado a un acuerdo de ingeniería exclusivo con STARD (Stohl Adavanced Research and Development) para apoyar la competición”.

Las competiciones eléctricos son hoy en día una realidad, como demuestran el éxito de la Formula E o el estreno este mismo año de Electric GT. Pero aún queda un amplio espectro de posiblidades en el que desarrollar nuevas series eléctricas de motor. Speedleague, filial de Red Bull, se ha decidido por el RallyCross, categoría que ya controla en Estados Unidos en su versión de combustibles.

Norteamérica será el principal territorio para el desarrollo de E/Racing. El 31 de octubre de 2017 comenzará la competición en Las Vegas, y durará hasta primavera de 2018. La asociación con STARD ha sido clave para que todos los competidores reciban materiales comunes para un mejor desarrollo durante los primeros compases del campeonato.

E/Racing: RallyCross 2.0 de Red Bull

Si no sabéis qué es el RallyCross, dejaré que la Wikipedia lo defina por mí: “Rallycross es una disciplina del automovilismo que se disputa en circuitos con superficies mixtas, generalmente asfalto y tierra”. Red Bull es una de las empresas que más impulsan estas carreras, especialmente desde la creación en 2011 de la GRC (Red Bull Global RallyCross). El formato puede variar entre competiciones, pero se adhieren a distintos estándares de la FIA.

eracing-700x515.jpg

Brian Gale, fundador de Speedleague y promotor de GRC, es la mente pensante detrás de E/Racing. Cree que los coches eléctricos proporcionarán ventajas para ofrecer una competición superior, y asegura que la alianza con STARD ha sido el último y necesario paso para conseguir lanzar la serie a finales de 2017. De hecho, Red Bull tenía intenciones de estrenarla en 2018, pero se han adelantado los plazos.

La FIA sanciona la competición, y constará de solo cinco circuitos en su primera temporada, cifra que parece baja. Los coches tendrán 670 CV de potencia, tracción total, aerodinámica única (pretenden diferenciarse en diseño)… Además, destacan el sistema push-to-pass que tendrán integrados; y un sistema propietario de cambio de baterías que realizará el proceso en 15 minutos.

Los equipos que estén interesados en participar en E/Racing podrán comprar o alquilar coches ya preparados a STARD. Si quieren construir uno propio, deberán usar sus especificaciones y materiales, pero serán situaciones evaluadas caso a caso. La primera temporada tendrá doce equipos, mientras que la segunda añadirá otros seis para mantenerse en un total de dieciocho.

Fuente: Speedleague
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

E/RACING 2019: rallycross con SUV eléctricos para llevarlo a ciudades como Nueva York o Los Ángeles

Iván Fernández | @fernischumi | 20 de junio de 2018

e-racingcrossoverracer2019_1440x655c.jpg

No serán muchos los recordarán que uno de los fundadores del Global RallyCross Championship, Brian Gale, había comenzado durante el año 2016 con un proyecto que pretendía fundar el primer campeonato de rallycross con coches eléctricos y entre otras cosas, parecía contar con el apoyo de STARD, el equipo de Manfred Stohl que hasta ahora había participado en la creación del Peugeot 207 Supercar alimentado por batería o los más convencionales KIA Cee’d TCR y Ford Fiesta ST Supercar con los que competían la pasada temporada Janis Baumanis y Timur Timerzyanov.

Las series, bautizadas como E/RACING y que estaban programadas para finales de 2017 con cinco citas en ciudades como Las Vegas, Los Ángeles o Nueva York finalmente nunca se llevaron a poner en marcha, por lo que junto al anuncio de la muerte del GRC, con su co-fundador, Colin Dyne, envuelto en disputas legales, parecía anunciar el deceso de un campeonato que finalmente nunca llegó a nacer. Nada más lejos de la realidad, Gale ha vuelto y ahora propone un campeonato con crossover compactos/urbanos eléctricos.

A nadie debería pillar por sorpresa que alguien apueste por este formato de vehículo viendo los visos que está tomando la industria del automóvil durante los últimos años. Si ahora mismo los protagonistas son los todocaminos urbanos, no tardaremos demasiado en ver sus versiones eléctricas en los concesionarios, comenzando por fabricantes como Volkswagen o Audi, los cuales han acelerado la electrificación de sus respectivas gamas y ya tienen allanado el camino para el desembarco de los primeros “eSUV”.

En una breve entrevista concedida a Bussines Denver, Gale confirmaba que el nuevo plan consiste en iniciar el nuevo campeonato en verano de 2019, con total independencia de lo que en el pasado fue el GRC y con la intención de contar con el beneplácito de las instituciones para realizar carreras en zonas céntricas de grandes ciudades estadounidenses, movimiento similar al realizado por la Fórmula E. Su intención es la de crear de cero un campeonato eléctrico para evitar el posible rechazo que puede significar que una serie tradicional cambie a este tipo de tecnología, por ejemplo, los casos de la NASCAR o de las IndyCar Series.

e-racingcrossoverracer2019-1_750x.jpg

El plan consiste en fabricar un coche prototipo en Reino Unido, en este caso un SUV eléctrico de pequeñas dimensiones que sea capaz de realizar el 0 a 100 km/h en apenas 1,9 segundos gracias a la tracción total y una potencia que superaría los 500 kW (670 CV de potencia), con un modo “Bestia” que los llevaría hasta los 680 kW (más de 920 CV). La intención es que una vez listo el prototipo se realice durante el próximo otoño un tour promocional con demostraciones de las capacidades del vehículo, en el que previsiblemente se deberá adaptar en el futuro un sistema de siluetas exteriores para poder llamar la atención de los fabricantes.

El calendario sigue siendo igual de ambicioso, esperando poder realizar carreras en Nueva York, el downtown de Los Ángeles, Denver, Miami y San Francisco. En cuanto al formato de las carreras respetará prácticamente lo visto en el GRC, aunque en este caso diferenciándolo en dos fases, una primera en la que los pilotos realizarán un cara a cara por una pista que contará con dos líneas de carrera (16 carreras al estilo Raceo of Champions de tres vueltas cada una), mientras que los ganadores de los respectivos duelos se enfrentarán en una fase final de rallycros con seis competidores en cada una de las seis carreras disputadas. Se importará el sistema de medallas de los X-Games, mientras que la mayor novedad deportiva es que cada piloto dispondrá de cuatro segundos durante cada carrera para activar el “Beastmode” que ayudará a fomentar distintas estrategias.

Ahora mismo hablamos de un equipo con sólo cinco personas al frente, por lo que habrá que esperar a ver los primeros movimientos reales para hablar de un proyecto de garantías, especialmente viendo que la primera fecha del E/RACING no se respetó y que el final del GRC no fue nada halagüeño.

e_racingtrack_750x.jpg

Vía | Bussines Denver
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Ocho fabricantes trabajan con la FIA en el nuevo campeonato de rallycross eléctrico

Iván Fernández | @fernischumi | 8 de noviembre de 2017

rallycross-race-chapions-stard-207-s2000-sothl_1440x655c.jpg

Ayer hablábamos del primer campeonato con cierta historia que había decidido dar el paso de enfrentar en la pista los vehículos con tecnología 100% eléctrica y aquellos vehículos propulsados por motores de combustión interna, sin embargo, más allá del Trofeo Andros 2017-18, ya hemos empezado a ser testigos de las primeras victorias de vehículos alimentados por baterías, comenzando por el rallycross.

A la espera de que los responsables del GRC desvelen nuevos datos acerca de su campeonato eléctrico y mientras FIA, IMG y fabricantes siguen perfilando los detalles del E-WRX que se espera debute en la temporada 2020, Manfred Stohl sigue apostando por una idea que comenzó a gestarse hace más de un año. El austriaco, ex-piloto del WRC y ahora haciendo las labores de preparador en el World RX y el TCR, fue participe durante este fin de semana en la edición austriaca de la Carrera de Campeones, en la que compitió y ganó con el HIPER MK1.

rallycross-race-chapions-stard-207-s2000-sothl-2_750x.jpg

Recordemos que esta unidad del Peugeot 207 S2000 fue vaciada y transformada en un vehículo totalmente eléctrico con 544 CV de potencia y tracción a las cuatro ruedas gracias a un motor situado en cada eje. No sólo se llevó la victoria, sino que el austriaco y su equipo STARD también lograron el récord de la pista del PS Racing Center Greinbach. Ahora Stohl promete mejorar también el chasis una vez que se haya completado la evolución del tren de potencia.

Mientras tanto, el medio alemán, Rallye-Magazin ha hecho público hoy que el E-WRX tendrá lista su reglamentación técnica para la primavera de 2018 (se rumorea que tendrán más de 800 CV), buscando una colaboración entre el Mundial de RallyCross y estas nuevas series eléctricas, pero también con nuevas carreras que se realizarán por separado. En las negociaciones están participando activamente ocho fabricantes, algunos de ellos ya conocidos como Peugeot y Volkswagen a los que se unen Ford, Audi, BMW, Jaguar, Nissan y Volvo, todas ellas marcas con claros intereses en lo referente a la tecnología eléctrica.


Bonus Clip – Baumins presenta al Hiper MK1:

 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Volkswagen no descarta poner en liza un equipo oficial para el futuro e-WRX

Iván Fernández | @fernischumi | 22 de diciembre de 2017

press_2017_Solberg_Kristofersson_101_1440x655c.jpg

Apenas un año después de anunciar su retirada del Mundial de Rallyes, Volkswagen Motorsport vuelve a estar trabajando al 100% en su próximo reto. Los de Wolfsburgo, salpicados por el escándalo del dieselgate son los únicos de las tres grandes marcas alemanas del Grupo VAG que no tiene previsto entrar a formar parte de la Fórmula E, sin embargo, se está moviendo rápidamente para asegurarse que su tecnología eléctrica ser verá en competición en un futuro no muy lejano.

De ellos precisamente fue de los primeros que se empezó a escuchar la opción de crear un Supercar eléctrico que compitiera en RallyCross. Desde entonces, no sólo el GRC ha gestado su propia categoría para estos coches (se espera que debute el campeonato entre 2018 y 2019), sino que la insistencia de la propia Volkswagen y de Peugeot Sport, ha llevado a la FIA y a los promotores del World RX a estudiar la creación del e-WRX, un campeonato de rallycross con vehículos eléctricos que como pronto llegará en 2020.

Recordemos que, además de Peugeot y Volkswagen, hay otros seis fabricantes que están participando activamente en las discusiones: Ford, Audi, BMW, Jaguar, Nissan y Volvo/Polestar. En el caso de los hombres de Sven Smeets, en la factoría de Hannover ya han comenzado a trabajar en el futuro eléctrico y más concretamente, en el prototipo con el que asaltarán el año que viene la Subida a Pikes Peak y que será presentado según Autosport el próximo mes de marzo o abril.

Volkswagen-pikes-peak-2018_750x.jpg

Puedo enfatizar que es el proyecto de 2018. Tenemos que hacerlo bien y demostrar que el concepto funciona con la vista puesta en el futuro en el mundo eléctrico del automovilismo. Para nosotros está claro cuando ingresamos como equipo de fábrica será con automóviles muy vinculados al producto de calle. Entonces, por lo que podemos hablar del e-WRX, sería una de las primeras series que podríamos tener en cuenta porque cumpliría esos requisitos.

Dentro del equipo ni siquiera niegan la posibilidad de que Volkswagen pueda regresar con un programa oficial en competición cuando el World RX estrene estas nuevas series. Obviamente estamos hablando de uno de los mejores campos de pruebas para este tipo de sistemas de propulsión, adaptándose a la perfección su explosividad y no afectando el mayor o menor rango de autonomía. Al final no iba a ser tan descabellado aquel vídeo que os mostramos hace ya algún tiempo:


Vía | Autosport.com
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El World RX confirma que hay nueve fabricantes interesados en las series eléctricas

Iván Fernández | @fernischumi | 17 de enero de 2018

e-wrx-2021-img-fia-electricos-2-1.jpg

La cifra no ha dejado de crecer desde finales de la pasada temporada. Corría el mes de noviembre cuando se daba a conocer que hasta ocho fabricantes se encontraban trabajando con la FIA y los promotores del Mundial de RallyCross en la creación de la futura categoría eléctrica. Ya se conocía el interés de marcas como Volkswagen o Peugeot, ambas incluso lo han hecho público y gran parte de la culpa del cierre del programa en rally-raids la tiene el hecho de que les interese potenciar su futura imagen como fabricante de vehículos eléctricos, y en este caso, el hueco en la Fórmula E ya se encuentra ocupado por DS Automobiles.

Recordemos que hace apenas dos meses, los rumores apuntaban a que, junto a Peugeot y Volkswagen, también se encontraban interesados Ford, Audi, BMW, Jaguar, Nissan y Volvo. Ahora, según unas declaraciones del propio Paul Bellamy, promotor del World RX, otro fabricante más se ha sumado a dicha lista, algo que puede acelerar la llegada de estas series a pesar de que siempre se ha mirado a 2020 como año ideal para su implementación.

Sin embargo, la insistencia de los fabricantes ha llevado a los responsables del campeonato a establecerlo como prioridad del campeonato después de las medidas adoptadas este año para el control de costes, e incluso a valorar la posibilidad de que si los fabricantes quieren adelantar su llegada esta puede establecerse en 2019.

Está en lo más alto de nuestra agenda. Estamos en constante dialogo con la FIA sobre la reglamentación y sobre cuál es la forma que debería tener el WRX eléctrico. Una de las áreas más importantes en las que estamos trabajando es en la de mantener este campeonato asumible y no sólo para los fabricantes, sino también para los equipos privados. Estamos en conversaciones con nueve fabricantes y ellos quieren esto para 2020.

Vía | Autosport
 
Última edición:

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El World RX adoptará a los eléctricos como categoría reina a partir de 2020

Iván Fernández | @fernischumi | 7 de febrero de 2018

world_rx_2020_fia_electricos_2_1440x655c.jpg

Lo anunciaba Carlos Tavares durante el pasado Rallye de Monte-Carlo con su frase a la prensa gala: "ahora el desafío es batir a Volkswagen en el World RX y prepararse de cara al hecho de que esta disciplina se convertirá en 100% eléctrica". Eran estas últimas palabras las que sorprendían a la mayoría ya que desde el promotor del Campeonato del Mundo de RallyCross ya se había defendido en más de una ocasión que el futuro eléctrico de las series no supondría terminar con la categoría actualmente denominada como Supercars, en la que la mayoría de vehículos utiliza motores 2.0 turboalimentados.

Sin embargo, parece que hay un cambio de planes tal y como avanza el medio británico Autosport. Según la información, el Mundial de RallyCross estaría listo para hacer un cambio completo a partir de 2020, adoptando esta nueva reglamentación de vehículos 100% eléctricos como la categoría reina en detrimento de los actuales Supercars de motor de combustión interna. No será una transición gradual como la que parece que adoptará el Mundial de Motociclismo, sino que será un cambio radical, algo similar a lo que se ha planteado el Trofeo Andros.

Según las fuentes del medio anglosajón, los nuevos coches eléctricos tendrán un mismo monocasco de carbono, compartiendo también la jaula de seguridad y otros componentes de la suspensión y del sistema de frenos. Todo este kit vendrá suministrado por un único preparador que saldrá elegido de un proceso de licitación que iniciará la FIA en las próximas semanas, así como otra segunda iniciativa que implicará al proveedor de baterías. En cuanto al tren de potencia y las siluetas (más anchas y con elementos aerodinámicos mayores que los actuales), obviamente dependerán de cada uno de los fabricantes y equipos implicados.

world_rx_2020_fia_electricos_1_750x.jpg


Los coches eléctricos serán el campeonato mundial. Absolutamente, categóricamente será el campeonato mundial. Quince automóviles deben comenzar en 2020. Nueve fabricantes diferentes se han involucrado en las discusiones y negociaciones hasta el momento, pero la capacidad de comprar los componentes necesarios y construir un automóvil debe estar abierta a los equipos privados si quieren participar de esa manera también.

En cuanto a los coches actuales que conforman la categoría reina, la intención por parte de FIA, IMG y los fabricantes involucrados en las conversaciones, es que se mantengan en competición y no únicamente como para del Euro RX, reducto en el que por ejemplo se encuentran compitiendo los Touring Cars en su último año de vida. El propósito es el de seguir manteniéndolos como campeonato internacional aunque se deja claro que pasará a ser el e-WRX el que reciba el foco principal por parte de las series intercontinentales.

Los coches Eléctricos del World RX no significan que los Supercars actuales desaparezcan. Hay un compromiso para mantener los Supercars actuales y no solo como un campeonato europeo, sino como una forma de campeonato internacional que puede competir fuera de Europa si el mercado así lo exige.

Vía | Autosport
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

La FIA confirma la intención de adoptar los Supercars eléctricos en el World RX

Iván Fernández | @fernischumi | 23 de febrero de 2018

press_2017_09_fra_atmosphere_202_1440x655c.jpg

Se adelantaba hace ya un par de semanas y ahora es la propia Federación Internacional de Automovilismo la que ha querido dar más datos. El Mundial de RallyCross se mueve irremediablemente hacia la tecnología eléctrica, la cual se saltará el paso de ser una categoría telonera para pasar directamente a ser el nivel más alto del World RX. Empujados por el interés de las marcas y ayudado por el formato de las carreras de esta disciplina, el campeonato intercontinental será el primero bajo el paraguas de la FIA que da el gran paso y releva a los motores de combustión interna a un segundo plano.

A su vez, la FIA ha abierto un plazo de licitación para las empresas tecnológicas que quieran presentar su candidatura para ser los suministradores únicos de las baterías para dichos Supercars eléctricos éntrelas temporadas 2020-23. Posteriormente se abrirá un nuevo proceso destinado en este caso a elegir el encargado de desarrollar el nuevo monocasco estándar que utilizarán todos los equipos/fabricantes. El desarrollo de ambas partes deberá ser conjunto, con el objetivo de tener perfectamente adaptadas al conjunto.

El objetivo de la FIA es cambiar el Campeonato Mundial de RallyCross a coches eléctricos a partir de 2020. El objetivo de Electric Rallycross es permitir el desarrollo de tecnologías eléctricas y competir por la eficiencia del tren de potencia, para mostrar que los coches eléctricos son tan divertidos y poderosos como los térmicos [de combustión interna].

Para mantener el control de los costos con un alto nivel de tecnología, la FIA está definiendo un paquete de baterías que todos los fabricantes de automóviles tendrán que usar en sus automóviles, que luego se entregarán a los competidores.

Según los datos revelados hasta el momento, estamos hablando de coches con un peso mínimo de 1.300 kilogramos que utilizarán dos motores eléctricos, uno en cada eje, de 250 kW de potencia. El proceso según Autosport comenzará con el registro de los fabricantes interesados a partir del próximo mes de julio, culminándose en febrero de 2020, fecha en la que se homologarán los vehículos antes del inicio de la primera temporada de este nuevo Mundial de RallyCross.

Vía | Autosport
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Peugeot pone nombre al compañero de Loeb y confirma su modelo para el nuevo rallycross eléctrico

Iván Fernández | @fernischumi | 28 de febrero de 2018

peugeot208_wrc_2017_1440x655c.jpg

Si durante este pasado fin de semana veíamos a los equipos de Mattias Ekström y de Petter Solberg volver a la acción antes de que a principios del próximo mes de marzo se celebren los primeros test conjuntos del Mundial de RallyCross, Peugeot confirmaba hace unos días su participación en la primera prueba del Campeonato Nacional Británico que se disputará en Silverstone (17 de marzo) con el objetivo de prepararse de cara a la visita del World RX que se producirá a finales de mayo. Entre los inscritos en dicha carrera se encontraba el propio Sébastien Loeb.

Junto al alsaciano estaban inscritos otros nombres conocidos por los aficionados al campeonato intercontinental, entre los que se encontraba el de Guerlain Chicherit y el de Timmy Hansen. El sueco tiene todas las papeletas para seguir siendo el compañero de equipo del nueve veces Campeón del Mundo de Rallyes, algo que ha quedado prácticamente refrendado en el último comunicado realizado por Peugeot España para explicar los entresijos de un campeonato en el que la firma del león ahora sí estará de forma totalmente ‘oficial’.

Una vez logrado el objetivo de dominar el Dakar y vencer el rally raid más duro del mundo en tres ocasiones consecutivas, Peugeot Sport asume un nuevo reto: ser la referencia en el Campeonato del Mundo FIA de Rallycross. La marca del león compite en este certamen a través del Team Peugeot-Hansen, con el Peugeot 208 WRX y una formación de pilotos liderada por Sébastien Loeb y los hermanos Kevin y Timmy Hansen… En 2016 se unió al equipo el nueve veces Campeón del Mundo de Rallys, Loeb, quien junto a su compañero Hansen será uno de los pilotos a tener en cuenta en la lucha por el título mundial de 2018.

A la espera de que haya confirmación oficial por parte de Peugeot Sport, nuevo responsable del programa en el que se destinarán gran parte de los recursos humanos y económicos de los que hasta ahora gozaba el proyecto de rally-raids, parece claro que Timmy Hansen será el escudero que el equipo busca para un Sébastien Loeb que no tendrá discusión alguna en su papel como jefe de filas y como embajador en esta nueva etapa de los franceses en el campeonato. Queda por conocer qué ocurrirá con Kevin, Campeón de Europa en 2016 y que el año pasado no tuvo un debut demasiado exitoso en el Mundial. No sería extraño que Kenneth Hansen tuviera un hueco para el pequeño de los hermanos.

¿Lo más interesante? Lo claro que tienen que seguirán en el World RX dentro de dos años, con la llegada de la nueva categoría eléctrica en la que ya sabemos qué modelo competirá: el nuevo Peugeot 208. ¿Veremos también su versión R5?

La prioridad de Peugeot Sport es triunfar en el Campeonato del Mundo FIA de Rallycross, pero también es demostrar al mundo que puede ser la referencia en cuanto a automóviles eléctricos. El certamen pasará a disputarse con coches eléctricos a partir del año 2020 y Peugeot estará ahí con el sustituto del actual Peugeot 208.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El World RX confía en ORECA y Williams para los chasis y baterías de su futuro eléctrico

Iván Fernández | @fernischumi | 7 de junio de 2018

solberg-world-rx-2020-fia-electrico_1440x655c.jpg

Seguramente se trataba del campeonato que más temas tenía por resolver en la reunión celebrada hoy en Manila por el Consejo Mundial del Motor. La Comisión de Off-Road ha publicado las principales pinceladas acerca de lo que será la categoría reina del Mundial de RallyCross a partir de la temporada 2020, año en el que los Supercars pasarán a ser completamente eléctricos, manteniendo a su vez su estatus de campeonato intercontinental.

Aunque sí se esperaba que se dejaran patentes las intenciones acerca de lo que ocurrirá con los vehículos propulsados por motores de combustión interna, han sido las principales normas técnicas de los vehículos eléctricos las encargadas de capitalizar toda la atención. Aunque parecía un secreto a voces, se ha desvelado el nombre de los principales suministradores del nuevo campeonato eléctrico, siendo los franceses de ORECA los encargados de diseñar, desarrollar y construir el chasis que se utilizará entre las temporadas 2020 y 2023, mientras que el brazo de ingeniería de Williams, hasta esta temporada suministradores de la Fórmula E (McLaren entrará a partir de la quinta campaña), debutarán en el World RX como proveedores únicos de las baterías durante cuatro años.

Tal y como se anunció, los coches contarán con dos motores eléctricos, uno en el eje delantero y otro en el trasero de 500 kW (680 CV de potencia), una batería y un chasis común y una silueta que se adaptará a estos chasis con la forma elegida por cada fabricante. La filosofía en cuanto a la reglamentación de los trenes de potencia será similar a la ya utilizada en Fórmula E, aplicando en este caso algunas restricciones con el objetivo de controlar los costos y los desarrollos. Por último, compañías privadas podrán homologar sus propios coches, con la condición de que cumplan los estándares de la FIA en materia de carrocería y que utilicen los elementos genéricos antes mencionados y utilizando siluetas diseñadas a partir de un modelo base proporcionado por la FIA.

En cuanto a lo deportivo, se mantendrá el formato de eventos, con calendarios que comprenderán entre 12 y 14 citas y que cada uno de ellos estará dividido en práctica, cuatro mangas clasificatorias, dos semifinales y una final. Cada equipo oficial inscribirá dos coches, mientras que las formaciones privadas contarán con su propio Trofeo para Equipos. Se creará un Campeonato del Mundo para fabricantes además del ya existente de pilotos, sumándose los “cuatro mejores resultados entre los automóviles de cada fabricante por evento” para determinar el campeón, lo que nos dejaría entrever un sistema similar al del DTM, con los fabricantes poniendo en competición varias unidades de sus coches, pero sólo pudiendo escribir dos bajo los colores oficiales tal y como mencionábamos anteriormente.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Lohéac no quiere oír hablar del World RX eléctrico y podría retirar su candidatura en 2020

Iván Fernández | @fernischumi | 3 de agosto de 2018

world-rx-2019-fia-ffsa-loheac_1440x655c.jpg

Hasta ahora todo había sido disposición y gestos en favor de la llegada de la tecnología eléctrica al Mundial de RallyCross, sin embargo, los responsables del Circuito de Lohéac, en la Bretaña francesa, parecen haber declarado su particular guerra a la decisión de que el futuro del automovilismo sea una solo: vehículos alimentados por baterías. En una carta remitida por Patrick Germain, presidente del circuito bretón, incluso asume la opción de que Lohéac abandone el World RX una vez que se dé el salto a los vehículos eléctricos.

Germain ha cargado duramente contra los responsables del campeonato, Según el jefe del circuito francés, los circuitos también deberían estar representados en las reuniones que llevan a cabo el comité Off-Road de la FIA con el promotor del Campeonato del Mundo de RallyCross y con los fabricantes. Precisamente le asusta el que el World RX vaya a recunciar a los que han sido algunos de los secretos del campeonato, como la igualdad entre equipos de fábrica y privados, puede ser una de las cosas que ponga en riesgo la supervivencia de la disciplina. Las redes sociales del directivo (el vídeo de la parte inferior está tomado de allí) dejan bien claro que su visión del automóvil está muy lejos del 100% eléctrico que parecen haber ideado algunos estamentos.

Nos enfrentamos a la influencia excesiva de los partidarios del ‘All Electric’ que no tiene en cuenta, ni nuestra opinión, ni nuestros intereses, ni la pasión o la historia del automovilismo. Hoy, el todo eléctrico no es la única verdad. Un campeonato cuya prioridad, cualquiera que sea lo que se discute, se otorga implícita y exclusivamente a los constructores y no puede tener buenas consecuencias en el RX. El equilibrio esencial y fundamental entre los equipos privados y los equipos de fábrica no existirá. Como organizadores, a pesar de nuestras demandas y promesas, no somos consultados ni asociados con el futuro del RX. Es angustiante y cada vez es más inaceptable. El Rallycross está en peligro.

La decisión por parte de Patrick parece inamovible. Si las autoridades de la FIA y del Mundial de RallyCross no ponen remedio y se piensa en una transición y no una sustitución (una categoría eléctrica que acompañe a los Supercars de motores térmicos) como se espera que ocurra en 2020, Lohéac podría retirar su candidatura a acoger una cita del Mundial de RallyCross, más concretamente del eWRX. No es una decisión a la ligera, estamos hablando que, con una afluencia de 70.000 espectadores, la ronda francesa es la que más público atrae del calendario y en Francia es uno de los grandes eventos deportivos del motor junto a los Grandes Premios de Moto GP, Fórmula 1 y las 24 Horas de Le Mans.


Vía | AUTOHebdo
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El Mundial de RallyCross retrasa hasta 2021 su apuesta por los eléctricos

Eloy Entrambasaguas | @eloy_eg | 16 de agosto de 2018

trois-wrx-electrico-2018_1440x655c.jpg

Que el rallycross está destinado a convertirse en una categoría 100% eléctrica por el empuje de los propios fabricantes es innegable. Como también es innegable que ello supone un enorme desafío, no sólo tecnológico sino también comercial ante las reticencias de promotores y aficionados. Por ello a nadie la habrá pillado por sorpresa el anuncio este jueves de que el Mundial de Rallycross ha decidido posponer al menos un año su decidida apuesta por los vehículos de competición eléctricos.

Pese a que hay fabricantes totalmente comprometidos con la idea, como VAG y PSA, e incluso la FIA cerró ya acuerdos con ORECA y Williams para el desarrollo de la base de los Supercars eléctricos, IMG considera necesario dar mayor margen a las marcas para decidirse. Así, el comunicado reza que "la decisión se ha tomado para dar un tiempo óptimo a todos los fabricantes investigando la posibilidad de competir para que desarrollen sus planes. Estos tendrán ahora hasta el 29 de marzo de 2019 para confirmar su compromiso con el formato eléctrico".

De este modo los imponentes Supercars actuales seguirán siendo la categoría reina del Mundial de Rallycross en 2019 y 2020, reconociendo IMG que "merece la pena esperar un poco más para asegurarnos de tener el mejor plantel de competidores". Curiosamente la nota de prensa hace también hincapié en la posibilidad de que equipos privados compitan en el E-WRX con el coche base desarrollado por ORECA y Williams, sin apoyo de fábrica.

Foto | Red Bull Content Pool
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Con el adiós de Audi, el Mundial de RallyCross necesita fabricantes interesados en la era eléctrica

Iván Fernández | @fernischumi | 29 de agosto de 2018

audi_s1_eks_rx_2018_mundial_rallycross_7_1440x655c.jpg

Es inevitable pensar que el anuncio realizado hace unas horas por Audi Sport pueda tener relación con la decisión tomada por IMG y FIA este mismo mes de agosto con la que optaban por retrasar en un año la adopción de la normativa eléctrica para la categoría reina del Mundial de RallyCross. Hoy la firma de los cuatro aros dejaba entrever que no seguirá apoyando al equipo de Mattias Ekström en el World RX, esfumándose de un plumazo el interés mostrado hace unos meses en el campeonato y en dicha transición de lo térmico a lo eléctrico.

Entre los planes de los de Ingolstadt se mantiene sus dos principales programas de la actualidad en la Fórmula E y el DTM, esperando especialmente que Gerhard Berger y los suyos sean capaces de revitalizar las series con la llegada del nuevo reglamento Class One con motores de cuatro cilindros turboalimentados. En el campeonato de monoplazas eléctricos, Audi, ABT y Schaeffler pelearán por recuperar el título de pilotos después de una temporada en la que todo se les puso en contra nada más empezar y en la que les tocó remontar a marchas forzadas.

Ahora, el futuro para el equipo de Mattias Ekström se presenta realmente complicado, recordando las palabras del sueco a finales de 2016 en las que apuntaba que sus opciones de seguir en el campeonato eran casi nulas de sin el apoyo de fábrica de la firma de los cuatro aros. Por el momento han anunciado que de cara a las pruebas de Lohéac y Letonia contarán con más unidades del Audi S1 EKS RX Supercar en pista, concretamente, una para Krisztian Szabo y otra para Nico Müller. Recordemos que el vehículo fue desarrollado para esta temporada 2018, por lo que no es descartable que se pueda aprovechar la inversión económica y seguir de forma privada.

En lo referente al World RX, la decisión de Audi parece haber tenido gran parte de responsabilidad en la decisión de la FIA de retrasar la implementación de los Supercars eléctricos hasta 2021. Tal y como reconocía el director de Volkswagen Motorsport, Sven Smeets, hace unos meses, se precisaba la implicación de al menos cuatro fabricantes en esta nueva etapa del Mundial de RallyCross para llevarse a cabo. Peugeot y la propia Volkswagen parecían estar completamente convencidas y Audi incluso confirmó a través de un comunicado oficial su intención de estudiar dicha opción a finales del mes de marzo.

Sin fabricantes interesados, o al menos no los mínimos establecidos, parece que el paso hacia los sistemas eléctricos será más meditado y no todo lo precipitado a lo que apuntaba en un primer momento. Puede ser además una buena piedra de toque para que IMG y FIA decidan no dar todo el poder a los fabricantes, especialmente ahora que parece que el campeonato va a perder a uno de los que hasta ahora parecían más confiados en las opciones de la disciplina.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Sébastien Loeb teme que los aficionados no estén listos para la llegada de los eléctricos

Iván Fernández | @fernischumi | 5 de septiembre de 2018

peugeot-circuito-loheac-wrx-2018-2_1440x655c.jpg

Corría el mes de octubre de 2017 cuando Sébastien Loeb y Peugeot Sport confirmaban que su aventura juntos se prolongaría al menos un año con el objetivo de pelear por el título y contar con el alsaciano como embajador de la marca en la transición eléctrica que iba a sufrir el E-WRX. En aquel momento, el propio Loeb se mostraba muy esperanzado ante esta nueva etapa en su carrera, apuntando a que era otro reto más a sumar a la larga lista “Es una gran oportunidad para mí el introducirme en esta experiencia eléctrica, y de estar incluso más cerca de mis aficionados con el World RX. Quiero descubrir nuevas fronteras deportivas.” Ahora, cuando a punto está de cumplirse un año de esas de palabras, Loeb revela sus inquietudes respecto a este cambio.

Y es que las declaraciones realizadas hace unas semanas por uno de los responsables del Circuito de Lohéac, Patrick Germain, parecen haber sido una liberación para muchos que temían expresar ese mismo pensamiento en público. Al menos eso es lo que se atrevía a declarar el propio Germain después de la disputa este fin de semana de la ronda francesa del World RX. En el caso de Sébastien Loeb, sus pensamientos en cuanto a la nueva era eléctrica del rallycross parecen ir en la misma dirección que las de su compatriota.

El nueve veces Campeón del Mundo de Rallyes no se muestra en contra de la llegada de los vehículos eléctricos en competición, pero en una entrevista concedida al medio galo AUTOHebdo ha dejado claro que se deberá trabajar para tratar de ambientar y conseguir aumentar el atractivo de lo que en la actualidad es uno de los momentos clave del Mundial de RallyCross, cuando los Supercar aceleran a fondo para situarse en la parrilla mientras los pilotos tratan de poner en temperatura los neumáticos.

peugeot-circuito-loheac-wrx-2018-1_750x.jpg


Rallycross es la disciplina más apropiada para eso, las carreras son cortas y los coches realizarán mejores actuaciones. El espectáculo sin duda será agradable, pero no sé si el público será conquistado. Seguimos siendo una generación que ama los motores y la pregunta es si los siguientes serán seducidos por los eléctricos.

Durante las mangas clasificatorias, hasta 3.000 CV llegan a bramar a pleno pulmón mientras esperan el verde para liberar toda su potencia. Ese es sin duda uno de los instantes más mágicos de la disciplina y algo a lo que difícilmente se llegará con los sistemas de propulsión eléctricos por mucho que las prestaciones vayan a ser igual o incluso mejores. Es por ello que Loeb, aun sabiendo que el World RX ha retrasado la llegada de este tipo de normativa hasta 2021, teme que los puristas y gran parte del público en general pueda dejar de lado al campeonato en esta nueva era.

Sin duda será necesario hacer un trabajo de animación alrededor de la carrera, que sea por ejemplo con música o ruido artificial. Claramente cambiará las cosas si tenemos cinco coches yendo hacia la luz verde en un silencio catedralicio. Reconozco que existe el riesgo de que los puristas abandonen las gradas.

Vía | AUTOHebdo
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El aplazamiento del futuro eléctrico del World RX hace dudar a Peugeot sobre su implicación

Iván Fernández | @fernischumi | 8 de septiembre de 2018

peugeot-sport-world-rx-electrico-2018-3_1440x655c.jpg

El Mundial de RallyCross ya sabe que contará con un año más para preparar el salto a los eléctricos para su categoría reina, sin embargo, son muchos los interrogantes que se plantean ante la escasa información que ha sido publicada tanto por IMG como por la FIA acerca de esta nueva etapa. Las preguntas son muchas y el nerviosismo empieza a ser ciertamente palpable después de que las palabras de Patrick Germain, responsable del Circuito de Lohéac, en una carta abierta dejara entrever el malestar del promotor de la prueba francesa ante cómo se están haciendo las cosas en el World RX y lo poco que se está teniendo en cuenta al resto de componentes de las series intercontinentales en estas discusiones.

A pesar de que está prácticamente decidido el título, las gradas del circuito francés acogieron a casi 80.000 aficionados que no querían perderse a los espectaculares Supercars, en parte por el incierto futuro que va a vivir la categoría con la llegada de los sistemas de propulsión eléctricos. A pesar de que IMG sigue asegurando que los motores térmicos permanecerán en el campeonato, dejarían de ser protagonistas con esta nueva reglamentación técnica, pasando obviamente los principales equipos y pilotos a disputar la que será considerada como nueva categoría reina, la de los motores alimentados por el zumo de electrones.

Con Paul Bellamy mostrando su descontento con la prensa por haber dado altavoz a las palabras de Germain, otras voces han sugerido la preocupación acerca de que los aficionados puedan abandonar las gradas con un cambio tan grande hacia una tecnología que sigue todavía generando dudas entre el gran público y los conductores. Entre ellas la de uno de los protagonistas del actual World RX, Sébastien Loeb, el cual sigue siendo el embajador de Peugeot Sport en lo que debía ser una transición hacia lo eléctrico en competición que puede haberse resentido con la decisión de retrasar por un año la entrada de la nueva normativa.

peugeot-sport-world-rx-electrico-2018-1_750x.jpg

Ni el propio Bruno Famin, ni Carlos Tavares, presente como no podía ser de otra forma en Lohéac hace una semana, ocultaban que la salida de Audi Sport del campeonato y su falta de compromiso con el E-WRX, también es algo que ha afectado a la firma del león. Sin cuatro fabricantes confirmados la FIA no quiere llevar adelante el proyecto, algo que Peugeot respalda, sabedora de que no tendría sentido dar un paso hacia lo eléctrico con solo dos firmas enroladas y con el peligro de que una de ellas pueda salir en cualquier momento. Las declaraciones de Famin, director de Peugeot Sport, al medio galo AUTOHebdo revelan que el objetivo inicial ha comenzado a tambalearse también por la necesidad de coordinar todas las áreas. En su caso, el lanzamiento del nuevo Peugeot 208 traerá consigo una versión eléctrica, si no se puede promocionar en el E-WRX, entonces deberán buscar otras vías.

Este aplazamiento de un año nos plantea un problema porque habíamos preparado nuestro programa de autor de comunicación del sustituto del 208. Hoy, no puedo decir si Peugeot estará presente o no en 2021.

Las palabras de Carlos Tavares van por el mismo camino que las del responsable del proyecto deportiva de la firma del Grupo PSA. En Peugeot Sport no ha gustado que en el momento en el que debía haber confirmación se haya caído un fabricante, quedando solo ellos y Volkswagen como los fabricantes que se han mostrado claramente dispuestos a entrar en el E-WRX desde su temporada de debut, a buen seguro los dos que más han insistido a la FIA desde que se iniciaron las conversaciones. ¿Y ahora qué? IMG deberá seguir trabajando en atraer fabricantes, al menos dos para que se asegure al menos que el campeonato no nace de forma prematura.

Somos competidores: amamos la lucha, está en nuestro ADN, no siempre ganamos, pero resistimos y terminamos ganando. Así que estamos preocupados porque no queremos terminar con un campeonato con solo uno o dos fabricantes. La pregunta es por qué no hay más constructores interesados, mientras que todas las marcas quieren comunicarse sobre esta tecnología.

peugeot-sport-world-rx-electrico-2018-2_750x.jpg

Vía | AUTOHebdo (edición impresa)
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

Equipos satélite como forma de que los privados sigan siendo protagonistas en el E-WRX

Iván Fernández | @fernischumi | 8 de septiembre de 2018

world-rx-2018-elecrtico-fia-2_1440x655c.jpg

Han sido muchos los cambios que se han producido durante las últimas tres semanas en el Mundial de RallyCross, el principal de ellos, la decisión por parte del promotor, IMG, y de la Federación Internacional de Automovilismo de retrasar la primera temporada del E-WRX. Decisión obligada, en este caso por no haber conseguido los cuatro fabricantes que se habían marcado como mínimo para establecer este nuevo campeonato. Con solo dos equipos interesados, uno de ellos, Peugeot, admitiendo que no hay garantías de que a partir de 2021 vayan a seguir teniendo interés. Pero ¿qué sabemos del nuevo campeonato eléctrico?

ORECA fue elegido hace unos meses como el fabricante de chasis, estándar para todos los equipos, mientras que Williams cubrirá el hueco que deja su papel como proveedor en la Fórmula E para suministrar a partir de 2021 las baterías. La base del reglamento técnico es algo similar a lo que también ha mantenido la Fórmula E en sus primeras campañas, con monoplazas prácticamente iguales, también en materia de suspensiones y frenos, pero en este caso permitiéndoles utilizar carrocerías distintas que estaban destinadas a permitir que los fabricantes pudieran promocionar sus nuevos modelos de producción eléctricos. Con el paso del tiempo, la intención era la de ir abriendo distintas áreas para el desarrollo, al igual que ha sucedido en las series de monoplazas lideradas por Alejandro Agag.

Según revela AUTOHebdo en su edición de esta semana, en Lohéac se hicieron públicos más datos acerca de los nuevos supercars eléctricos, con cada piloto contando con hasta tres unidades de potencia por utilizar por año, un único sistema de recarga y sólo unos test de pretemporada. Todo ello con el objetivo de reducir al máximo los costes totales y con un gran peso en cada uno de los proyectos por parte del desarrollo que en inglés se conoce como ‘in-house’, precisamente el encargado de marcar diferencias.


world-rx-2018-elecrtico-fia-1_750x.jpg

Muchos se preguntan qué papel jugarán entonces los equipos privados y lo cierto es que según la información del medio francés parece que la FIA ha querido darles cierta importancia en un entramado en el que los fabricantes siguen siendo los grandes protagonistas. En este caso el plan por parte de los responsables del E-WRX es el de crear equipos satélite o semioficiales, los cuales podrán adquirir a los equipos oficiales un coche cuyo precio ha sido establecido por la Federación en un máximo de 600.000 euros sin impuestos incluidos.

¿Cómo asegurarse de que cuentan con un material competitivo muy cercano al de fábrica? Precisamente estos equipos contarían para la clasificación de constructores, siendo los cuatro primeros coches de cada marca clasificados en cada cita los que sumarían puntos. En la primera temporada, cada fabricante está obligado a inscribir cuatro unidades, ya sea de fábrica como en formaciones satélite, seis en la segunda campaña. Obviamente, los equipos privados no podrán tomar un tren de potencia de un coche y ponerle la silueta de otro modelo, por lo que la colaboración entre ambos debe ser incluso más estrecha por interés propio del fabricante.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

La FIA rebaja sus pretensiones y solo se necesitarán tres fabricantes para crear el e-WRX

Iván Fernández | @fernischumi | 13 de octubre de 2018

world-rx-calendario-2019-cambios-2_1440x655c.jpg

La decisión el pasado mes de agosto de Audi Sport de no continuar en el Mundial de RallyCross a partir de la próxima temporada para centrarse en este caso en la Fórmula E y el resurgir del DTM llevó a que los responsables del campeonato se quedaran sin una de las tres marcas que ya habían expresado su interés en participar dentro del nuevo e-WRX a partir de la temporada 2020[/COLOR]. Sin la firma de los cuatro aros, la FIA se veía obligada a retrasar un año el plan de establecer una nueva categoría reina en el World RX con Supercars alimentados por baterías.

El plan inicial era el de crear únicamente dicha categoría en el caso de que hubiera confirmada la participación de al menos cuatro marcas, con Audi, Peugeot y Volkswagen como firmas muy interesadas en ello. La caída de una de las dos empresas del Grupo VAG ha llegado a que la FIA tuviera que aplazar el plan para 2021 y rebajar sus pretensiones en cuanto a fabricantes, poniendo como condición indispensable de que al menos haya tres cuando se cierren las inscripciones el próximo mes de marzo de 2019.

world-rx-calendario-2019-cambios-1_750x.jpg

Por su parte, este cambio de idea ha obligado a la FIA a extender por un año más el acuerdo con el actual suministrador de neumáticos de las series, Cooper Tires, retrasando el proceso de licitación que estaba previsto comenzar este mismo año y en el que podrían participar fabricantes como Michelin Motorsport. En cuanto al calendario, después de confirmarse las incorporaciones de Spa-Francorchamps y Yas Marina, parece claro que habrá nuevas salidas con el objetivo de dejar la temporada 2019 del World RX en solo 12 pruebas.

Mientras que Silverstone y Austin tienen contratos a largo plazo, al igual que lo que sucede con Montalegre y la renovación de sus instalaciones, queda por saber qué pistas de las actuales seguirán el camino de Mettet. Por el momento se desconoce si habrá continuidad para la prueba española, la misma que se celebra en el Circuit de Barcelona-Catalunya desde la temporada 2015, año en el que debutó nuestro país dentro del campeonato de reciente creación.
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El WRC sí... ¿Qué otros campeonatos fuera de los circuitos tienen planeado electrificarse?

Iván Fernández | @fernischumi | 3 de febrero de 2019

nitro-rallycross-2018-usa-46_1440x655c.jpg

El Trofeo Andros ha sido el primero en hacer competir en un mismo evento a prototipos con chasis tubulares y cuatro ruedas directrices equipados con motor térmico frente a unos completamente eléctricos. Seguramente la mayor notoriedad mediática la tendrán ya el próximo 9 de febrero, fecha en la que Sébastien Loeb se unirá a hombres como Andreas Bakkerud, Nicolas Prost u Olivier Panis para competir en la gran fiesta 30 aniversario de las series que se desarrollarán en Stade de France.

El campeonato invernal ha sido el primero en dar el gran paso y optar por mezclar tecnologías, una situación que sin duda se prolongará durante varias décadas también con los modelos de producción que vemos en nuestras calles. Los responsables del Trofeo Andros si parecen haber sido los únicos en valorar dicha opción, especialmente después de la incertidumbre que ha generado en el World RX la salida de hasta tres fabricantes que tenían relación con las series durante el año 2018.

La fecha para conocer la decisión ya hace meses que la conocemos: el 29 de marzo, el promotor del Mundial de RallyCross, IMG, deberá presentar frente a la Federación Internacional de Automovilismo, la lista con al menos tres fabricantes que estarán en el denominado E-WRX a partir de la temporada 2021. La compañía ha asegurado estar en conversaciones con hasta cuatro constructores sin contar con Volkswagen, e incluso esta misma semana han insinuado la opción de que Ford Performance vuelva a comprometerse con las series en esta nueva era eléctrica. Proyectos como los del GRC se han venido obviamente abajo por el descalabro de las series, mientras que, a nivel nacional, iniciativas como la de Manfred Stohl en Austria o la que se está llevando en Polonia con apoyo de Denios, parecen todavía lejos de pasar de ser eso, una propuesta con visos de realidad.

ford-focus-rs-rx-ken-block-2018-arx-2_750x.jpg

Aun así, las opciones parecen limitadas por el momento y el hecho de que no se haya producido ningún anuncio nos hace presagiar que las conversaciones se están sucediendo muy en la sombra o que el interés no es suficiente y necesita haber un detonante en forma de proyecto por parte de algunos de los grandes. En cuanto a los detalles, prácticamente no se ha variado ni una coma respecto a lo que sabemos desde la primera mitad de 2018,

Los coches tendrán un chasis monocasco de fibra de carbono suministrado por ORECA y estándar para todos, mientras que las baterías también serán únicas y responsabilidad de Williams Advanced Engineering. Cada vehículo contará con dos motores de 250kW que los fabricantes desarrollarán, siendo uno de los pocos elementos susceptibles a cambio junto a la transmisión y a la silueta que se deberá vasar en vehículos provenientes del Segmento B o C.

Continuamos hablando con IMG y la FIA y otros OEM para ver quién se compromete a hacerlo, y tomaremos una decisión en marzo. Nos retiramos en 2018 porque ese programa ha cumplido bien su propósito para el Focus RS. Continuamos estudiando las posibilidades del motorsport electrificado, y el rallycross es uno de ellos. Tiene sentido como un buen lugar para correr coches 100% eléctricos, dado lo que es el evento: el rendimiento, la duración y la pasión o la explosividad de los coches. Creemos que podría funcionar muy bien en una plataforma eléctrica completa para el deporte del motor. Hay una fecha límite para comprometerse con eso - Mark Rushbrook, director de Ford Performance a MotorSport Magazine

e-racingcrossoverracer2019_750x.jpg

Curiosamente, el E/Racing, proyecto del que os hablamos en junio de 2018, no parece haber terminado de despegar tal y como demuestran sus redes sociales detenidas desde 2017, sin embargo, el Extreme E de Alejandro Agag y Gil de Ferran sí parece haber tomado el testigo, prometiendo en este caso sustituyendo las careras de rallycross en grandes ciudades de Estados Unidos, por correr en un calendario conformado con pruebas en lugares tan remotos como el Amazonas, el Ártico, la frontera del Sahara, el Himalaya y en una isla del Océano Pacífico.

Los detalles del vehículo SUV eléctrico que se empleará ya se dejaron entrever este jueves, guardando en este caso grandes reminiscencias con la Fórmula E al contar con McLaren y Spark como suministradores del tren motriz (estarán equipados por dos motores actuales de Fórmula E) y chasis de ese primer prototipo base que será presentado el próximo mes de abril y que debería empezar a ser producido en julio tras dos meses de pruebas que deben asegurar que esté en condiciones de completar las carreras en escenarios tan exigentes con circuitos que apenas se extenderán en circuitos de longitudes comprendidas entre los 6 y los 10 kilómetros. La emisión será similar a lo que vimos con la GT Academy o para los amantes de lo americano, aquella competición que se pudo ver a través del Speed Channel bautizada como Bullrun.

¿Habrá más? Solo el tiempo lo dirá. En el caso de los rallyes, M-Sport ya apuntó hace unos meses que estaban trabajando en un Ford Fiesta R5 eléctrico, mientras que en España, Roberto Méndez y su RMC Motorsport dan los primeros pasos para crear un coche de rallyes híbrido. En el Dakar ya hemos visto competir este tipo de vehículos a través del proyecto Acciona y de Ariel Jatón, siendo en el PPIHC los reyes absolutos a través del Volkswagen I.D. R Pikes Peak. En el WRC, las primeras conversaciones apuntan a que las soluciones híbridas serán la opción ideal para la próxima década. ¿Diremos lo mismo en cinco años?

subida-pikes-peak-goodwood-volkswagen-motorsport-2018_750x.jpg
 

Nicola Romeo

Deidad Alfista
Usuario Premium

El World RX confirma los cuatro fabricantes con los que negocia el futuro eléctrico

Iván Fernández | @fernischumi | 12 de marzo de 2019

world-rx-fia-021-electrico-1_1440x655c.jpg

Cuenta atrás para el futuro del E-WRX. En poco más de dos semanas, los responsables de IMG deberán presentar frente a la Federación Internacional de Automovilismo los tres fabricantes que hayan firmado su compromiso formal de implicarse en la categoría eléctrica a partir de 2021. El 29 de marzo se conocerá por tanto si tendremos un gran cambio en la disciplina y en su categoría reina, de la mano de unas firmas que habían apoyado dicho proyecto, pero que finalmente dieron la espalda al campeonato por diversas razones.

Es ahora o nunca tal y como confirmaba hace unas semanas Paul Bellamy. Después de posponer el inicio una temporada de la inicialmente prevista en 2020, la FIA incluso decidió rebajar las pretensiones de los cuatro fabricantes a solo tres. En el caso de que no se den dichos requisitos, IMG y el Mundial de RallyCross abandonarán dicho proyecto y a buen seguro será muy complicado el volver a contar con estructuras 100% de fábrica.

Después de salvar la bola de partido que había supuesto la marcha de Olsbergs MSE, Audi EKS RX, Peugeot Sport y el equipo PSRX, la temporada 2019 se iniciará con una gran batalla entre estructuras privadas con 16 pilotos permanentes y la promesa de que podremos disfrutar de nuevo de las carreras en directo tanto del World RX como del Euro RX. Ahora queda por conocer si los fabricantes con los que actualmente se negocia será finalmente confirmados.

world-rx-fia-021-electrico-2_750x.jpg

Ha sido el propio Paul Bellamy el que ha confirmado el nombre de las cuatro marcas en una entrevista concedida al medio francés AUTOHebdo, todas ellas representadas en el pasado en el campeonato por proyectos en su mayoría privados y que han tenido o tienen estructuras de fábrica en el Mundial de Rallyes. La fecha de corte será este mismo mes y en las palabras de Bellamy podemos extraer que no habrá opción B si no se llega a un acuerdo con al menos tres de ellas.

No puedo entrar en detalles, pero estamos en conversaciones cercanas con Hyundai, Ford, Volkswagen y Mini. En cualquier caso, no debe haber una nueva fecha para el cierre de los compromisos, ya que ya lo hemos pospuesto - Paul Bellamy

Vía | AUTOHebdo (edición impresa)
 
Arriba